No hay productos en el carrito.

Categorías de productos

Cadena soldada con mosquetones

$ 240

  • Cadena Soldada
  • Largo: 1.58 mt / Grosor: 5mm
  • Tiene un mosquetón en cada extremo
  • Recomendado para atar dentro de casa o en el jardín para enseñar al perro a relajarse
  • Ayuda en la educación de perros que hacen pis adentro, rompen cosas o se alteran mucho con visitas

La prevención de malas conductas es un excelente aliado!

Hay existencias

medios de pago aceptados

Descripción

Esta es una cadena ideal para atar al perro cerca de nosotros dentro de casa (si dentro de la casa o el apartamento también!) o en el jardín con el fin de enseñarle ciertas conductas, de evitar malos hábitos y por su puesto que en el camino no termine la correa mordida y masticada. El atar cerca nuestro por períodos acotados de tiempo es una excelente estrategia que no tiene por que ser algo negativo para el perro si lo hacemos en forma gradual y lo asociamos a eventos positivos.

Características del producto:

  • Cadena Soldada
  • Largo: 1.58 mt
  • Grosor: 5mm
  • Tiene un mosquetón en cada extremo (uno de 4cm y otro de 7cm de largo)

Atar dentro de casa se recomienda para:

  • Perros hiper-activos que no saben relajarse dentro de casa y van de un lado a otro para educar la calma
  • Perros mayores de 6 meses que orinan o defecan dentro de casa para educar conducta higiénica
  • Perros destructivos que se esconden para romper cosas cuando hay gente para prevenir destrozos
  • Para enseñar a no venir a pedir a la mesa y que aprenda a estar en la cucha
  • Para enseñar al perro a dormir en su cama y no subir a los muebles en la noche
  • Para perros invasivos con las visitas y que aprendan a estar en su cama
  • Para hacer introducciones de un animal nuevo en casa y prevenir peleas
  • Inducir la calma en general

Muchas veces tenemos el problema de que el perro no sabe relajarse dentro de casa, entra y salta y corre por todos lados, y por lo tanto suele quedar en el jardín aislado afuera, en este caso es mucho mejor entrarlo a casa pero que esté bajo control y podamos poner un punto de anclaje cerca nuestro para que se recueste. Cuando tenemos problemas de conducta higiénica, atar ayuda en los casos en donde los perros se esconden para hacer pis y caca ya que al estar atado no puede alejarse para hacer sus necesidades y se contiene, esto nos da tiempo de sacarlo afuera a hacer sus cosas. En casos donde el animal se mete debajo de la mesa a pedir comida durante los almuerzos familiares atar también es una buena alternativa, lo haremos en la misma habitación donde estamos comiendo pero apartado un par de metros y con su cucha cerca. Lo mismo con los muebles, si el perro insiste en subir al sillón y eso no está permitido, es una buena idea atar como consecuencia después de bajarlo todas las veces que nos de la paciencia. De la misma forma, si el perro se pone muy feliz cuando viene gente a casa y después de recibirlos no los deja en paz podemos atarlo a nuestro lado para que participe de la reunión pero no se suba sobre los invitados. Por último, cuando llega un perro nuevo a casa a veces surgen algunas asperezas y es una buena opción atar por momentos a uno o varios de los integrantes del hogar para evitar encuentros o situaciones indeseadas, tener la situación bajo control es importante para que las cosas se den a su ritmo y sin encontronazos.

En todos estos casos es importante que se enseñe al perro a estar atado en forma paulatina y amable, no debe ser traumático ni desagradable: requiere una adaptación.

Tips de adiestramiento para atar en casa:

Lo primero y más importante es que te asegures de que tu perro esté bien ejercitado y que haya hecho sus necesidades afuera de casa siempre que vayas a atarlo adentro.

Lo segundo es que ATAR NO ES UN CASTIGO, es una herramienta de educación. Cada vez que vamos a atar a nuestro perro lo llevamos gentilmente hasta el punto de anclaje de cadena, le damos un premio o un KONG relleno y nos quedamos cerca de él, a 2 metros por ejemplo (si estamos más cerca el perro tratará de tocarnos y no es lo que queremos).

Algo fundamental es que si el perro llora o ladra estando atado con nosotros cerca de él (2 metros) debemos ignorarlo por completo, esto significa que no le hablamos, no lo miramos y tampoco lo rezongamos. Cuando haga un breve silencio o calma le dejamos caer a su lado un trocito de comida en su cucha y así continuamos premiando cada silencio. Luego, en algún momento de calma lo soltamos y podemos volver a atar en otro momento.

La idea de este ejercicio es que el perro logre acostarse y relajarse estando atado cerca nuestro, para eso colocaremos una cama bien cómoda en el sitio donde anclamos la cadena. Nunca debemos atar y aislar a nuestro perro, así como tampoco debemos atarlo luego de un rezongo.

Cuanto tiempo puedo atar a mi perro?

Al comienzo serán períodos cortos de 5 a 10 minutos, lo atamos cerca nuestro, le damos algo apetitoso y si llora o ladra lo ignoramos, cuando se calma lo soltamos y podemos volver a repetir más tarde la experiencia. Con los días veremos como el perro logra relajarse al estar atado y el tiempo se estira naturalmente hasta poder pasar en esa situación 2 o 3 horas de ser necesario.

IMPORTANTE

  • Usa como máximo 50 centímetros de cadena
  • No intentes atar a tu perro más de 5 minutos sin haberlo adiestrado para tal fin
  • No ates a tu perro y lo dejes solo, siempre acompáñalo
  • Trata de dar recompensas a tu perro al estar tranquilo en su cama atado cerca de ti
  • Asocia el estar atado con cosas agradables como un KONG relleno por ejemplo
  • Alterna el estar atado con paseos, juegos y otras actividades
  • Jamás uses atar con la cadena como un castigo!
  • No dejes a tu perro atado más de 2 o 3 horas al día
  • No ates al perro a algo que él pueda mover o donde pueda enredarse (ideal: atar a la pared)
  • No ates al perro y permitas que lo molesten (niños o personas que no le agraden) porque puede morder

 

Hay existencias