No hay productos en el carrito.

Categorías de productos

mi-perro-no-aprende
Marcela Canabal

Marcela Canabal

Instructor canino de la escuela Educando Mi Perro

Mi perro no aprende ¿Qué puedo hacer?

¿Has tratado de enseñarle lo que quieres que haga? Muchas veces creen que al decirle al perro la orden éste la tiene que entender así porque sí, como el llamado o el sentado por ejemplo...Los perros no nacen sabiendo eso, hay que enseñarlo!

Es muy frecuente que las personas en las consultas particulares me digan “mi perro no aprende esta o aquella cosa” o “parece tonto, por más que intento, sigue empeñado en hacerlo mal”. Frente a esto yo siempre les pregunto ¿has tratado de enseñarle lo que quieres que haga? Muchas veces creen que al decirle al perro la orden éste la tiene que entender así porque sí, como el llamado o el sentado por ejemplo…Los perros no nacen sabiendo eso, hay que enseñarlo! De igual modo, cuando quieren que el perro deje de hacer algo que les molesta, creen que el perro lo aprenderá si se dedican a corregir la conducta inadecuada, cuando la clave está en tratar de favorecer y premiar la conducta deseable.  Por lo tanto, luego de un rato, todos se dan cuenta de que en realidad el perro no aprende porque NO le han enseñado nada. 

A raíz de esto, hoy les quiero contar sobre un aparatito que puede ayudar a que cualquier persona logre enseñar a su perro cosas nuevas o a modificar hábitos desagradables para la convivencia sin castigos, de forma muy rápida y divertida.

¿Qué es el clicker?

Es un dispositivo que hace un sonido característico (click obviamente!). Se usa como marcador de buenas conductas y que se hagan más frecuentes y luego de cierto tiempo podemos pedirle al perro que las realice cuando se lo pedimos. Te maravillará la rapidez con que se logran las conductas nuevas y la facilidad con la que se pueden cambiar malos hábitos, y lo mejor de todo, sin usar fuerza o castigos!

Consigue tu clicker AQUÍ

Una de las grandes ventajas que tiene enseñar usando el clicker es el cambio de actitud en el perro y en la persona. Antes para enseñar a un perro a sentarse se le tiraba hacia arriba del collar y se le apretaban los cuartos traseros hacia abajo; ahora, con los métodos modernos, solo con una indicación de la mano y/o una orden el perro se sentará rápidamente para recibir algo agradable, por que en eso se basa este sistema. En el primer caso tanto humano como perro se encontraban tensos y molestos, en la segunda ambos están motivados y conectados. Parece magia ¿Porque en vez de obligar al perro a hacer las cosas que queremos no lo motivamos a querer colaborar con nosotros? Es mucho más divertido para todo el mundo.

¿Para quién se recomienda el clicker?

Esta herramienta la utilizan tanto “dueños” como muchos de los adiestradores actualizados que ya no utilizan castigos. Es útil para cualquier tipo de perro: cualquier edad, raza o tamaño. Especialmente recomendado para cachorros, perros sensibles, nerviosos o temerosos ya que es un método que refuerza la autoestima y al ser libre de castigos es una forma segura de enseñar sin lastimar el cuerpo ni las emociones. El clicker no es sólo para perros, funciona con otros animales también!

Consigue tu clicker AQUÍ

¿Pero…por qué funciona de forma casi mágica?

El clicker aumenta la velocidad de aprendizaje de los animales y hace mucho más fácil enseñar las mismas cosas que si no se utiliza. Predispone al aprendiz a tener una actitud de trabajo y lo ayuda identificar más claramente qué cosas se esperan de él. Esto ocurre porque el clicker emite un sonido único y distinto a todos, que se repite siempre igual. Su eficacia está comprobada a nivel mundial hace ya muchos años

Consigue tu clicker AQUÍ

Si nada te ha dado resultado al tratar de enseñar algo a tu perro antes; con el clicker te sorprenderás! Enséñale nuevos trucos o corrige aquellas conductas que no te permiten disfrutar al 100% de la convivencia o los paseos ¿Te animas a probarlo?

 

 

 

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Deja un comentario